TODOS

Creo que desde el momento en que Benedicto XVI , declaró el inicio del año sacerdotal, todos los creyente nos hemos puesto manos a la obra, para responder a la llamada que el Papa nos hacía para rezar por los presbíteros. Numerosas iniciativas se han creado desde entonces, e Internet ha facilitado el conocimiento de las mismas, para poder adherirse a ellas.

La finalidad de esta campaña tiene como meta ,la santidad de los sacerdotes y el aumento de las vocaciones. Ya ha quedado suficientemente explicado en numerosos textos y documentos. Y como dije en una ocasión en uno de mis post, tenemos que recordarlo insistentemente una y otra vez. La oración puede convertirse en una rutina, donde va perdiendo fuerza nuestro fervor e intensidad. Creo que el último día del año sacerdotal, debemos acabarlo con el mismo ardor y rigor con la que fue empezado.

Hace dos semanas, fuí a visitar a unas religiosas que me invitaron, para hacerme una proposición de participar en el apostolado juvenil. Durante la conversación salió el tema de la campaña de oración por los sacerdotes que se sigue en este blog. Hablamos de la situación de la Iglesia en Cataluña y de como algunas parroquias se estaban convirtiendo en más vida teatral y cultural que en templos de vida cristiana. Saqué el tema de los sacerdotes y me dí cuenta de que no cabía critica alguna hacia ellos. Que este año , nuestra caridad, cariño y respeto debe ser mayor . Es el año de orar más intensamente por el sacerdocio. Se nos pide rezar por su santidad . Es la misión encomendada con insistencia por el Papa. La plegaria por todos ellos.

Y quiero hacer hincapié en la palabra ¡ TODOS!Les dije: "hermanas, es verdad que hemos pedido oraciones por los sacerdotes que conocemos, pero resulta que los conocidos ya los tenemos por buenos y santos". Hay que rezar por aquellos que no ven clara su vocación, los que tienen dudas, los que se apartan de la verdad, de los desobedientes, de los que escandalizan. Son estos los que necesitan nuestra oración.Por eso les pedí que en la campaña de mi blog se incluyan a todos, aunque no aparezca el nombre. Hoy quiero pediros lo mismo que nuestro Papa. La oración por cada uno de los sacerdotes que forman la Iglesia católica. Sin excluir a nadie.

Leo en el libro de Jesús Garcia, -que Arcendo recomendó hace pocos días: "Medjugorje",(aquí)- unas palabras de uno de los videntes que dice : “Nosotros tenemos que ayudar a nuestros sacerdotes, porque ellos también nos necesitan a nosotros””Tenemos que estar al lado de ellos y de nuestra Iglesia, porque al final será Dios el que nos juzgue a nosotros” .

Quiero comunicaros,que la lista que voy publicando, es posible a vuestra aportación , proponiéndome nombres para nuestra plegaria. Suelo enviar a los sacerdotes encomendados un e-mail con la confirmación de nuestras oraciones ,y varios de ellos contestan sorprendidos y muy agradecidos. A veces es difícil acordarnos del nombre a la hora de presentarlo ante el Señor . El truco que usa mi esposa me gusta, y seguro que es eficacísimo. Ella en la misa diaria le dice a Jesús : "Señor:por el sacerdote que hoy aparece en el blog”. Dios no necesita más detalles.

No bajemos la guardia en nuestro calor hacía ellos. La oración lo puede todo. Ellos cuentan con las nuestras.
Angel ST

9 comentarios:

  1. Es también nuestra responsabilidad la santidad de nuestros presbíteros, el pedir por ellos a nuestro Padre Celestial el encomendarlos en la Santa Misa Dominical, el ofrecer nuestra comunión es parte de las obras de misericordia que debemos practicar.

    Me uno a su clamor por oraciones para con ellos al igual que a las de nuestro Santo Padre Benedicto; además también hay que pedir por nuestro párroco, el que tengamos en nuestra comunidad en especial por los de mi país, para que el Espíritu Santo los ilumine y los ayude a salir adelante cada día de sus vidas.

    Me quedo con esta frase: "No bajemos la guardia en nuestro calor hacía ellos. La oración lo puede todo. Ellos cuentan con las nuestras"

    Bendiciones infinitas y un abrazo enorme.

    ResponderEliminar
  2. ¡Buenos días Angel!
    Todos los días, además de rezar por cada intención sacerdotal que añades al blog, intento rezar la siguiente oración (que considero muy bonita y bastante "completa"):

    Señor Jesús, presente en el Santísimo Sacramento, que quisiste perpetuarte entre nosotros por medio de tus sacerdotes.
    Haz que sus palabras sean sólo las tuyas, que sus gestos sean los tuyos, que su vida sea fiel reflejo de la tuya.
    Que ellos sean los hombres que hablen a Dios de los hombres, y a los hombres de Dios.
    Que no tengan miedo al servicio, sirviendo a la Iglesia como ella quiere ser servida.
    Que sean testigos del Eterno en nuestro tiempo, caminando por las sendas de la historia con tu mismo paso y haciendo el bien a todos.
    Que sean fieles a sus compromisos, celosos de su vocación y de su entrega y claros espejos de la propia identidad, y que vivan con la alegría del don recibido.
    Te lo pido por tu Madre Santa María, ella que estuvo presente en tu vida, estará siempre presente en la vida de tus sacerdotes. Amén

    Rezo mucho también por tu familia.
    Que pases un gran día y mil gracias por la entrada!!

    ResponderEliminar
  3. Sin oración, estaríamos perdidos. Del todo no, quizá exagero, pero si un pelín más de lo que solemos estar.

    Hoy más que nunca debemos orar por la santidad sacerdotal. Siempre he pedido a Nuestra Señora que me hiciera santo sacerdote santo. Es decir, antes santo que cura y mejor cura santo. Por eso, mi ordenación se está retrasando más de la políticamente correcto. Dios quiere la perfección, no la mediocridad, y no le importa hasta derramar la última gota de sangre por conseguirlo.

    ¿Qué más se puede pedir a Padre tan bueno?



    PD. Gracias por tu blog, es un oasis fresco en los rigores de la vida diaria. Y gracias por fomentar la oración.

    ResponderEliminar
  4. Mi hija pequeña -7 años- me decía hoy: "¿no os da miedo a a aburrir a Dios?", le pregunté si a ella le aburren los besos y los cariños y me dijo que a veces, pero entonces es mejor porque nos dará pronto lo que pedimos ¡A POR ELLO!.
    Un abrazo4

    ResponderEliminar
  5. POR TODOS!!. Ellos necesitan de nuestras oraciones y de nuestros abrazos, como pusiste en la anterior entrada. Que nuestras oraciones les den calor, fuerza y aliento para que mantengan viva su Fe y la del pueblo de Dios.

    Un abrazo
    Jorge Gallego

    ResponderEliminar
  6. Querido Ángel, que buen post, como todos los tuyos, una incitación a la reflexión y a la oración. Efectivamente es urgente que pidamos porque el Señor tenga muchos obreros que cuiden de su mies. En este bendito año sacerdotal, debe ser nuestra prioridad, tal y como tú nos enseñas todos los dias.
    Off topic. Querido hermano, quiero que no te sientas molesto porque no paso lo sufieciente, no estoy aquí en tu blog, todo lo que yo quisiera. A pesar de mis largos posts, no doy a basto con la familia, otra cosa será cuando el curso escolar vuelva..., hasta entonces, te pido disculpas y desde luego, no quiero que te sientas mal, si algún abrazo, se me ha escapado. Sabes, de corazón, que te lo doy gustoso, todos los días, a través de mis oraciones.
    y AHORA... aprovecho y te mando uno MUY GRANDE..., por escrito.

    ResponderEliminar
  7. Angelica. Gracia por ser tan matutina. Aunque allí no he comprobado la hora. Ha sido el primer comentario y me ha alegrado mucho la jornada. Empezar sabiendo que los sacerdotes importan es algo fenomenal. Estos días está por aquí un amigo sacerdote que ejerce su ministerio con los indigenas en Canaima. Así que ya ves cerquita de ti. Un saludo

    Nuria : Que alegría comprobar que te haces fiel seguidora. Otro día que postee sobre los sacerdotes pongo tu preciosa oración.Gracias

    Mercuzzio: Me ha gustado muchísimo verte por aquí, después de lo que me gustó tu caja de bombones , sé que existe una persona con mucha riqueza interior. Espero beneficiarme de forma egosita de ella. Así no te queda más remedio que ser generoso en el dar. Como ya te he dicho en tu blog. La medicocridad está en otro sitio. Mi oración ya es diaria por tí. Un
    abrazo

    Luis y Mª Jesús: Si es que no dejo de decir que los niños son los mejores a la hora de los argumentos. Ahora la respuesta dada a ella esa es de sobresaliente. Pienso robarla en más de una ocasión. Un abrazo.Cada día os visito.

    Jorge : Viendo tu página no se necesita nadamás, ahí se enuentra una vida llena de oración y de vida para TODOS. Otro abrazo

    ResponderEliminar
  8. La verdad es que creo que todos tenemos mucha esperanza en este año sacerdotal.
    Yo creo que están muy solos-hablo de los sacerdotes de pueblo o parroquia-
    Es de obligado cumplimiento apoyarles con nuestras oraciones.
    Un salu2
    Luisa

    ResponderEliminar
  9. Querido Angel: hago mío el truco de tu esposa, me parece genial, como me lo pareció desde el primer día que leí esta idea en tu blog.
    otro abrazo grande y atrasado.

    ResponderEliminar