LA LUZ DE ROMA



Creo que ha llegado la hora de saldar una antigua deuda que contraje conmigo mismo. Hoy más que nunca compruebo que estaba guardada, para pagarla, en este momento, donde puede ser compartida con seres queridos, como sois vosotros.

Hoy me pongo a describir ,uno de los días más intensos y emocionantes de mi vida. El puntazo a tres años de intensa conversión interior, donde descubrí las grandezas del amor de Dios, donde conocí lo que significaba tener una vida espiritual ,y donde se me dio la oportunidad de formarme en ella. Algunos ya saben que pasé tres años en Roma. Tras el servicio militar, decidí poner orden en mi vida, así que me embarqué en una aventura sin prever los resultados, ni el tiempo que me llevaría. Decidí ir a la Ciudad Eterna. Allí, mi hermano, (que se encontraba en una congregación religiosa), cursaba sus estudios para sacerdote, en la universidad Gregoriana.

Viví colaborando en las tareas de estos religiosos, lo que me permitía un contacto directo con la vida de silencio y trabajo. Cogí un director espiritual ,con una profunda espiritualidad ,que me adentró en la formación y el estudio de nuestra fe. Descubrí a Santa Teresita del Niño Jesús, que acabó despojándome de muchas cargas mundanas que llevaba a cuestas desde hacía años.

Conocí a una religiosa belga que me ayudó a vivir la vida espiritual en la vida corriente, -ya escribí un post sobre ella (ver aquí) – Hice lo que no había hecho nunca. Durante un mes entero realicé los ejercicios espirituales de San Ignacio ,en un lugar precioso que tuve que abandonar por el terremoto que ocurrió durante la realización del mismo, donde peligraba el hundimiento del monasterio donde me encontraba. Hace pocos meses otro seísmo ,destruyó viviendas y se cobró víctimas. Sí, amigos, estaba en un paraje hermosísimo, en la región de los Abruzzos. Entonces 4 personas murieron. Esta vivencia, me marcó muchísimo. Era la segunda vez en la vida, que sentí muy de cerca la muerte (ya contaré la primera, con intervención de la Virgen),y eso hace cambiar muchas cosas.

De vuelta a Roma, pude completar ese mes de interioridad entre Dios y mi alma. Muchos que se convierten, saben que los primeros años de vida espiritual profunda, el Señor concede en muchas ocasiones unas grandes consolaciones. Una alegría y paz interior como nunca antes había vivido. Una seguridad y valentía, que hace desear proclamar a voz en grito por todas las calles la Bondad y el Amor que el Altísimo tiene por sus criaturas, por sus Hijos. Gocé de muchos conocimientos durante ese tiempo. Parecía que todo consistía en descubrir. Me sentía como Alicia en el País de la maravillas. Cada cosa nueva, me dejaba asombrado. Tenía mucho tiempo, y pude visitar muchísimas cosas y relacionarme con mucha gente. La belleza de la basílicas, la historia de Roma, la universalidad de la Iglesia, ante tantos y tantos peregrinos que a diario llegaban a la ciudad. Lugares santos, jóvenes estudiantes, vestidos con su alzacuellos y muchísimas sotanas y hábitos que iban y venían a diario por las calles de Roma. Infinidad de Iglesias, reliquias, misas, adoraciones eucarísticas, confesiones, encuentros, cursos…, todo estaba al alcance. Una fuente continua de espiritualidad, de la que en todo momento podía beber. Es un regalo muy grande para un católico, poder pasar un tiempo viviendo en la Ciudad Eterna.

Entre tanto a elegir, podía optar si quería el asistir los miércoles al encuentro del Papa con los fieles. Tuve la gracia (y la picaresca que descubrí para estar siempre en primera fila) de saludar a Juan Pablo II en varias ocasiones. Cuando empecé este blog, puse la foto de mi primer encuentro con él. Quedé impactado. Su mirada me atrapó para siempre. Sigue presente en mi vida.

Pero el gran día al que me refería al principio, no se encuentra entre lo narrado, aunque sin ello no podría valorar lo que aconteció como cierre de estos tres años , llamémosles sabáticos .
Me doy cuenta de la extensión de esta entrada, y no puedo alargarlo más , así que os voy a dejar en suspense para continuar mañana si D.q.
Angel ST

18 comentarios:

  1. Sensacional tu viaje espiritual. Dios nos llama por distintos caminos, se sabe hacer el encontradizo, en mi caso fue muy distinto, pero estoy seguro que también tuvo mucho que ver nuestro Papa Juan Pablo, algún día contaré como.
    Desde luego la Obra (a la cual no pertenezco pero le guardo especial cariño) fue mi llave.
    Me ha encantado saber más de tí.
    SALUDOS HERMANITO.
    ¿Que tal el catarro?, el mio mejor.
    Aunque se ria Guerre, el anis...mano de santo.

    ResponderEliminar
  2. Ángel, nos has dejado con las ganas, pero ha merecido la pena leer la entrada enterita. Para mí, Roma también es un lugar muy especial. Espero con ganas el relato de ese gran día. Por cierto, estoy en Madrid. Si tus chicos necesitan cualquier cosa cuando vengan a la manifa, ya sabes mi correo: eligelavida08@gmail.com. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Ohhhh qué suerte más grande cielo, tres años en Roma y tantas delicias!!, pero vamos a ver, TU LO QUE ERES ES UN MIMADO. Mmmm qué emoción, me encanta cuando las historias continúan al día siguiente.


    Para los dos del catarro, yo no tengo anís, pero os dejo aquí un chupito de tequila para cada uno. A eso sí me apunto.


    Mañana vuelvo a ver los enlaces con calma porque me tengo que acostar ya.

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  4. !Jopé, Angel! da igual que sea larga, ya puedes ir escribiendo pronto.
    Has tenido mucha suerte y lo de la picaresca cuenta cuenta...
    Besos

    ResponderEliminar
  5. ¡Qué maravilla! Realmente: Dios ha estado grande contigo. Gracias por compartirlo con nosotros.

    Te copio en mi blog el icono de la oración por los inocentes. Espero que no te importe.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Expectantes estamos para saber el resto de la historia. Y eso que el aperitivo ha sido estupendo. ¡Cómo serán los postres!

    ResponderEliminar
  7. Hola Angel!...que interesante es conocer tu viaje espiritual. La forma en que Dios se manifiesta en cada uno, tan particular, tan especial para cada persona que se deja encontrar...eso me encanta que me cuenten...así que por favor sigue escribiendo...:)

    ResponderEliminar
  8. Yo creo que si te encuentras bien espiritualmente algo que no se puede hacer es abandonarse. Hay tanto bueno que parece que todo va por inercia, pero no es así y nosotros hemos de ser constantes.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. AMIGO ANGEL:TU HISTORIA ME DEJA CON LAS GANAS,PERO HAY UNA DIFERENCIA ENTRE LAS OPORTUNIDADES QUE EL CIELO LES BRINDA A UDS Y A NOSOTROS,POR ESTOS LUGARES {NORDESTE ARGENTINO,FORMOSA}ME QUEDE UN RATO PENSANDO EN TU HISTORIA Y ES MARAVILLOSA,AQUI SOLO TENEMOS AL BENDITO ESPIRITU SANTO,QUE NOS GUIA Y NOS DA LA FUERZA,SOMOS DE CONDICION ECONOMICA MEDIO PELO PARA ABAJO Y LOS LUGARES DONDE TRABAJAMOS ,NI TE IMAGINAS...PERO YO SIENTO A JESUS Y MARIA CAMINANDO CON NOSOTROS POR ALLI,LO HACEMOS A PIE CON UN FUERTE SOL Y TEMPERATURAS SIEMPRE MUY ELEVADAS...QUE COSA!!!
    LA VIÑA DEL SEÑOR,...POR AHI ME GUSTARIA QUE ESTUVIERAS ENTRE NOSOTROS Y NOS COMPARTIERAS UN POCO DE TU SABIDURIA Y TU INTELIGENTE MODO DE EXPRESION,NOS HACE FALTA; SOMOS GENTE POCO PREPARADA A NIVEL ESTUDIOS PERO TENEMOS UN FUEGO QUE ARDE EN NUESTROS CORAZONES...QUE TAL VEZ TE ELEVARIA EN AMOR MUCHO MAS A TI Y A TODA TU MARAVILLA DE FLIA.
    GRACIAS ANGEL POR PASARTE POR ESTE HUMILDE ESPACIO...
    SOY ANGELINA PA ,SERVIRLO SEÑOR.

    ResponderEliminar
  10. Me ha encantado saber mas de tu años vividos en la capital, seguro que se quedaran para siempre en tu corazòn.
    Eres un bella persona, es un placer tenerte como amigo.
    Gracias y hasta el proximo relato entonces...
    un abrazo romano :D

    ResponderEliminar
  11. Lo cierto... es que después dices que yo escribo bien....Jejej y todo lo que dices es maravilloso. Me laegro mucho de ir conociéndo tus experiencias.. es más es así como se conoce a una persona.
    Lo que sí he notado es que muchas veces nuestra experiencia se queda dentro de ése ámbitocerrado donde estamos protegidos. Por eso la experiencia hay que llevarla hacia afuera en el día a día, con el ejemplo. Y que cuando alguien me insulte o me calumnie en un lugar por ser crstiano le podamos perdonar y decrile que Dios le ama, amándole nosotros también. Creo que hay reside verdaderamente el espíritu de Cristo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  12. Arcendo: Ojalá se animaran todos a compartir las gracias que se han recibido del Señor, pero claro esto es muy personal y hay que hacerlo si uno considera que tiene libertad para hacerlo. Si si, que se ria Guerrera, pero el Anís dió resultado, Ya la cogeremos a ver quien la pilla antes, y si no que se tome una de anís, verá la resaca que produce, a ver si la aguanta.Un abrazo. Espero ansioso noticias de MIlitos.

    eligelavida. Muchísimas gracias por tu ofrecimiento, la verdad es que tanto mi esposa y yo estamos emocionados con vuestra generesidad. Guerrera también lo ha hecho. Las dos fuertes en este tema que tanto nos incumbe. Ellos están entusiasmados. A ver si lograis al menos el veros. Un abrazo.

    Guerrera : Pues prepárate mañana. Verás lo que me mimaron. Si mis hijos pueden verte, recibirás una partecita de alguien a quien tú también veneras. Gracias por el tequila, pero va ser que no lo cambio por el anís. Ya pillaremos una, para celebrar la victoria de los no nacidos, llegará, estoy convencido.

    Luis y Mª Jesús. Menos mal que mañana he decidido acabarlo, porque quería otra tercera parte, pero bueno lo he comprimido. Sí que pienso contar otras experiencias que tuve, en esa hermosa ciudad y alrededores. Qué años de gracia espiritual. Sin ellos, hoy no tendría la fuerza interior. Un abrazo. Anda que tus historias se quedan cortas también...

    Pilar: Dios es grande con todos, tenemos la posibilidad de tener muy cerca a su Hijo, cada día está en noostros, y eso a veces olvidamos que es lo más grande. Por mucha tierra santa y ciudad eterna que visitemos, donde está la verdadera emoción es en Jesús en el momento que viene a nuestra alma. Un abrazo.

    ANtecedente: Fué tu testimonio el que me invitó a realizar este paso. Como decía a Arcendo, ojalá podamos poco a poco ir contando cosas sobre nosotros.Todo es obra de Dios. Un abrazo

    Alejandra: Aunue no te conteste cada día, al no tener dónde dirigirme a ti en los comentarios, quiero asegurarte que me encanta tenerte fielmente en ellos. Cuento con tus palabras a diario. Un abrazo.

    Yahuan: Cuanto tiempo sin verte por aqui, yo sí voy a tu blog, pero no es un reproche, sino un gozo de saber que me sigues.Me ha encantado tu aportación. Un abrazo

    Angelina de Maria: Mi historia ha sido puro regalo de Dios en un lugar donde no esperaba estar y en una situación en la que no esperaba. Me sobreestimas en tu valoración. Soy un simple administrativo (quito lo de simple, esto es la visión del mundo) y mi inteligencia y sabiduría es muy pequeña comparada con los grandes escritores que nos deleitan cada día en otros blogs. Mi sabiduría está puesta en Dios, intento dejarme llevar, intento que sea El el que lleve este blog. No te creerías que cada día estoy en blanco y llega el momento de escribir y allí sale lo que sale. No es mía la escritura, El Espíritu Santo es el que pone las palabras que se necesitan. Yo creo que las mias son sencillas y pco poéticas, pero tenemos la suerte de tener unos hermanos blogueros que sí escriben verdaderos textos cargados de poesía, cultura y belleza. Yo estoy con vosotros y ojalá tuviera ese fuego ardiente en el corazón como el que teneís vosotros. Un abrazo

    Fabi: Cara, il piacere e mio, Roma è stata la mia vera conversione,ho trovato tanta accoglienza, tanti amici italiani, tanta generosità, che il mio ringraziamento è pure per tutte le persone. Mi piace tanto trovarti nelle mie pagine. Un baccio.

    Ángel : ¿Preparando nuestra fiesta? en mi casa ya me están diciendo que qué haremos, lo cierto es que me toca trabajar esa noche, pero bueno, daremos a nuestros ángeles lo que se merecen. Abre tu corazón a todo lo que el Señor te ofrezaca, y como decía Juan Pablo II. No tengas miedo. Abre de par en par tus puertas.Un abrazo hermano.

    ResponderEliminar
  13. Angel,eres afortunado,si señor.No puedo decir lo mismo,pero me conformo tener a personas como tú y como los aquí presentes.
    Para un creyente,el dolor no es algo puramente negativo.Jesús planto su cruz en medio de la Iglesia para convertirla,no en meta final,sino en el camino imprescindible hacia la gloria de la resurrección.

    Te felicito,Dios te guarde.

    ResponderEliminar
  14. Ése día, yo tengo un gran regalo. Mi arzobispo nos ha convocado en la Basílica de Nuestra Señora de los Desamparados a las 22:00 para una vigilia de jóvenes. "Custodiaré" por ti si es necesario. Hay muchas cosasa que custodiar....

    Gracias. Un abrazo

    ResponderEliminar
  15. Hola Angel te leo desde hace un tiempo en el blog de Guerrera y en los de los sacerdotes y he querido pasar a verte y a decirte que tus comentarios son siempre muy lúcidos, desprenden mucha belleza. también eres valiente, te leí cuando defendiste a Guerre.
    Eres muy afortunado por haber vivido en Roma, leeré con interés lo que nos cuentes; tu blog es luminoso, me ha gustado mucho lo de rezar por los curas. Gracias.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  16. Alter: Creo que Dios tiene guardado un momento especial para cada uno. Y como decía antes, tenerlo en nuestra alma es el más grande de todos. No hace falta ir a Roma. Lo tenemos en muchos sagrarios. Un abrazo.

    Ángel: Uy Uy, a mi me parece que a tí Dios si te va a mimar un montón. Un abrazo

    Magda: Me alegra que te hayas decidido entrar . Yo leo tus comentarios y tú tampoco te quedas atrás. Espero seguir contando contigo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  17. Querido Ángel: cada vez creo más en eso que expresó tan bien Edith Stein: "siempre me di cuenta de que todo lo que sucedía en mi vida formaba parte del plan de Dios para mí".
    Al leerte recuerdo mi conversión: me sentía como tú, todo era nuevo, ardía por dentro en deseos de comunicarles a todos la dicha que sentía por haber encontrado a Dios. Sí, tu experiencia nos anima a todos, pues es bella, es el fruto de compartir con nosotros tus vivencias. No dejes de hacerlo, lo esperamos con fruición.
    Abrazos y bendiciones

    ResponderEliminar
  18. Menuda ayuda que has tenido Angelo y en el escenario perfecto :)

    Una vez mas,doy gracias al Señor,por haberte puesto en mi vida...cuanto aprendo de tí.

    Un cariñoso saludo.

    ResponderEliminar