SE RIEN Y NOS INSULTAN . ¿Y QUÉ?



Al principio de crear el blog, uno de los primeros escritos que publiqué, trataba de una idea original que encontré en Internet. La gran mayoría de vosotros todavía no me conocía y el post fue leído por los más cercanos, por entonces recibía una veintena de visitas, (ahora gracias a Dios esta cifra ha aumentado considerablemente) por eso creo que vale la pena repetir el tema, sobre todo porque he comprobado que varios, ni siquiera han oído hablar de ello . Como están próximas las fechas donde se hacen regalos, puede iluminar en la compra de ellos a los padres con hijos-as adolescentes.

Vivimos en tiempos de gran creatividad, (no siempre positiva).Se han inventado gran cantidad de artilugios para simbolizar ideas, pero hay una que sale de lo ordinario y se alza en modelo de valentía. Me estoy refiriendo a los llamados:”Anillos de pureza”. Se trata de un anillo de plata que simboliza el deseo de un chico o una chica de permanecer vírgenes hasta el matrimonio. Gracias a Dios exiten muchísimos jóvenes con valores firmes y comprometidos con sus ideales y creencias; pero éstos no son noticia, son utilizados la mayoría de veces para ridiculizarlos y ponerlos en un mundo que parece no es el suyo. Miles de adolescentes y jóvenes se han adherido a esta idea, que surgió en California.

En 1994 el joyero Jerry Rady, forjó el primer anillo con el lema True Love Waits (el verdadero amor espera). En la actualidad además del anillo también han salido brazaletes, insignias, relojes, camisetas, pulseras…
He comprobado como en varios blogs que hablan del tema lo hacen de forma intolerante y con gran desprecio, llegando a ridiculizar de forma brutal a los que fomentan esta iniciativa.

Parece ser que el temor a ser ridiculizados, los respetos humanos, hacen que nos encojamos de hombros ante esta sociedad neo-pagana, que se ríe de la castidad y de la pureza del alma. La mejor preparación para el matrimonio y para el futuro, es vivir la castidad en la juventud. Debemos mostrar a los jóvenes que para tener castidad en los actos, es necesario que exista antes la castidad en los pensamientos, palabras y deseos. Enseñarles el acto de valentía que supone decir “no” a a la prostitución, pornografía, películas eróticas, moda excitante, etc. Recordarles que cada cuerpo humano es templo del Dios vivo y que allí habita el Espíritu Santo (1Cor 3,16; 6,19).

Ya es hora de volver a hablar a los jóvenes con coraje ,sobre la importancia de la castidad y de la virginidad. Hay muchos que ya lo hacen. Estoy convencido de que los ataques , insultos, desprecios y risitas mostradas ante estos valientes, están perfectamente orquestada, por las grandes empresas ,que obtienen copiosos beneficios, que el negocio del sexo les aporta. Planificado para ser ofrecido en edades cada vez más tempranas. Abusando siempre de los más débiles.

Digan lo que digan ,no ha pasado ni pasará de moda porque no lo es. Quien pierde la joya de la virginidad por el camino, se da cuenta en su momento, que extravió lo mejor de su tesoro. ¡Empecemos a ser valientes! Que se rían y nos desprecien. El domingo pasado lo escuchábamos en las Bienaventuranzas: "Alegráos y regocijáos, porque grande será en el cielo vuestra recompensa, pues así persiguieron a los profetas que hubo antes que vosotros» (Mt 5,11-12).

Meg Meeker en su libro “Padres fuertes, hijas felices” (que aconsejé hace unos días) explica como su padre, le regaló un anillo para que cuando estuviera con su novio y lo viera siempre se acordara de él y actuase en consecuencia

El anillo se lleva generalmente en el anular izquierdo. Los diseños son muy variados, pero muchas veces tienen alguna inscripción que hace alusión a lo que simbolizan.

Se pueden conseguir en joyerías (no creo que aquí en España, hayan oído hablar de ello) y diferentes sitios de internet. Pero también, se puede diseñar el propio y hacer grabar el lema del anillo.

En fin ,se me ocurre que dirigido a los adolescentes, ¿porque no nos animamos y empezamos a regalar los padres a sus hijas y las madres a sus hijos: “El anillo de la pureza”? Pienso que cualquier anillo con la impresión: “El verdadero amor espera”, sirve. Será una muy buena ocasión para hablar con ellos del valor de la virginidad.

El pacto que asumen dice lo siguiente: “Creyendo que el verdadero amor sabe esperar, yo me comprometo delante de Dios, de mi mismo(a), mi familia, mi enamorado(a), mi futuro compañero(a) y mis futuros hijos a ser sexualmente puro(a) hasta el día en que me encuentre legítimamente casado(a)”.En http://www.purityrings.com/, podéis ver como son los modelos, se pueden comprar desde la página o podemos encargarlos hacer. ¿Por qué no empezamos?
Angel ST

14 comentarios:

  1. Angel, me parece una iniciativa interesante. En España, el número de embarazos de chicas adolescentes entre 15 y 17 años se ha duplicado en los últimos 10 años y el 50% de ellas aborta. En grandes ciudades como Barcelona, el número de embarazos se ha triplicado y la cifra de abortos llega al 75%. Son cifras espeluznantes.

    Si pensamos que nuestros jóvenes son los mejores ‘informados’, que no ‘formados’, de la historia, entonces veremos que algo falla. Se les habla de sexo en el colegio, en los medios de comunicación, en los centros de salud, en la televisión; se les incita a utilizar la contracepción; se pone a su alcance píldoras y preservativos. En resumen, se les habla de sexo, pero no de amor, ni de pureza, ni de castidad.

    Está claro que hace falta FORMAR A NUESTROS HIJOS EN LA VERDAD, e iniciativas como éstas pueden ser una forma de explicar a los jóvenes de que no deben hacer un uso irresponsable de su sexualidad.

    ResponderEliminar
  2. Hola Angel.
    Muy buena entrada e idea para llevar a cabo. Redigo lo mismo que "Elige".
    BENDICIONES.

    ResponderEliminar
  3. Hola Angel!, yo pienso que la virtud de la castidad produce en el alma una alegría de vivir muy muy grande. Todo lo que ayude, ¡y vaya que se necesitan grandes ayudas para cuidar la castidad!, es importante aplicarlo y estar siempre vigilantes. Los adolescentes y jóvenes están en constante riesgo de impureza dada su natural curiosidad por el tema, su poca experiencia de la vida y los continuos ataques y presiones sociales a los que están expuestos, pero lo que les puede ayudar mucho es el que tengan muy claro, pero verdaderamente claro desde el principio la seriedad del tema y todo lo que se están jugando al iniciar una relación sexual, así como, por supuesto el temor de ofender a Dios y perder su amistad. Claro que si no hay frenos como éste, y con lo débiles que somos los seres humanos...cómo va uno a esperar que los adolescentes se resistan a la tentación? Un abrazo! Ale

    ResponderEliminar
  4. Ángel, como sabes esta semana ando atareadillo, aún así, tengo tiempo para visitarte.
    Tu post, como siempre, NECESARIO.
    Decía S. Josemaria en su punto 120 de Camino:
    "¿Pureza? —preguntan. Y se sonríen. —Son los mismos que van al matrimonio con el cuerpo marchito y el alma desencantada."
    Efectivamente es así.
    Aunque en España no esté de moda, TODAVIA, seguro que con este post, contribuiras a que muchos jóvenes buenos y límpios, hagan su pedido en joyerias y tiendas del ramo. A lo mejor, hasta marcas tendencias, amigo.
    Debemos mostrar repugnancia con todo este mundo de cloaca que quieren imponernos.
    UN FUERTE ABRAZO.

    ResponderEliminar
  5. El otro día en clase, una alumna de bachillerato, me preguntó si el anillo que llevo era de pureza o castidad.

    No, no lo es, aunque simboliza algo parecido.

    Hace unos años, en un viaje a Tierra Santa, me ocurrió algo muy serio con un amigo. Hasta el punto de perder la amistad para siempre con odio y rencor. Pero al día siguiente obtuve una respuesta:

    "Yo estaré contigo para siempre". Me compré un anillo que sigo llevando y me recuerda que el amor más grande no es sólo humano.

    Buena iniciativa, pero contando siempre con la libertad humana.

    ResponderEliminar
  6. Hola Angel, me alegro mucho que hayas vuelto a escribir sobre esto. Me había encantado la idea cuando la leí. Ahora pienso que aunq el anillo me parece un signo externo muy interesante, tal vez haya muchos jóvenes que no se animen a usarlo, aún cuando mantengan su castidad, con tanta presión que existe y por tener q dar explicaciones a todos. Sería muy bueno para poder aprovechar y sacar el tema a la luz y explicar la importancia que tiene guardarse para la persona amada hasta el día del casamiento. Me parece esencial el compromiso de pureza, de virginidad, que todos deben hacer y nosotros como adultos debemos educar para esto. Podría hacerse por escrito y ofrecerlo a la Virgen, pidiendole ayuda para poder cumplirlo.
    Nuestros chicos son el futuro, de ellos dependen las familias del mañana, que crezcan en la virtud.
    Estoy totalmente de acuerdo con todos, que volvamos a hablar de esto y que formemos conciencia!!!

    ResponderEliminar
  7. me parece genial Angel, creo que la juventud está hambrienta de buenos valores, y como la sociedad no se los ofrece, andan a la deriva... seguramente es fecundo fomentar y promover esta iniciativa y muchas otras similares.El bien tiene que salir a la luz! un abrazo

    ResponderEliminar
  8. Tenía ganas de que subieras este post desde que me hablaste de ello.

    A mí me encantaría que mi novio me regalara algo así, y yo a él. Que te lo regalen tus padres no sé, pero que se lo regalen los novios entre ellos como compromiso de espera me parece preciosísimo.

    Un abrazo, te he echado de menos!!

    ResponderEliminar
  9. Te doy toda la razón en lo de hablar claro y perder el miedo a exaltar la castidad y la virginidad antes del matrimonio.
    No me parece mala idea lo de que los padres regalen un anillo, o los novios entre sí, como dice Guerrera. Los del anuncio son claramente mejorables, pero todo suma y me parece fantástico que cada uno haga lo que se le ocurra y toda idea que se lance al ciberespacio... mientras sirva a alguien....

    ResponderEliminar
  10. Ayer staba escribiendo sobre el pudor porque tengo que hablar en el Corte Inglés de León sobre "Persona y moda, el sentido de la elegancia" y Carmen leyó unos párrafos y se sorprendió d la explicación. Hay veces que damos por supuesto muchas cosas y siempre es bueno razonarlas. No se qué cara me van a poner cuando me oigan hablar del pudor. Ya te contaré.
    La iniciativa me parece estupenda. Opino como Guerrera
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  11. Hola Ángel: es una idea extraordinaria (para esta actualidad nuestra) y necesaria de comentar en los medios. Creo que los padres deberían recapacitar y dejar de decir que son "amigos de sus hijos" solamente, cuando deberían ser educadores de sus hijos siempre. Creo que la virginidad debe ser un valor en alza, pues, como dice eligelavida, cada vez vemos más jóvenes viviendo situaciones difíciles por culpa del desmadre que se les enseña en la tele, las escuelas y los grupos. Así que hay que ponerse manos a la obra. Voy a copiar parte de la entrada para difundirla, se que no te molestarás.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  12. Creo que es algo que se debe apoyar y divulgar. Hay muchos jóvenes que se comprometerán y que puede ser un testimonio importante. También sufrirán risas y desprecios, pero será una recompensa pensando lo que el SEÑOR dice de aquellos que lo sufrimos.
    Y lo digo desde mi experiencia de joven. Yo lo hice y fui virgen al matrimonio. Es algo de lo que hoy me siento muy gozoso,aunque confieso mis debilidades y caídas en el trascurso de mi vida conyugal. Pero vale la pena y puede ser algo importante a hacer.
    Tengo una experiencia en otro sentido, me refiero a la de las pegatinas: "Yo sí creo en DIOS y disfruto la vida con ÉL". Dentro de unos días, concretamente el 19 de noviembre, esperamos dar un nuevo Cursillo, por la Gracia de DIOS, y a él asistirá un joven de 20 años que vio la pegatina en el mi coche, se interesó y está preparado para asistir al Cursillo.
    El ESPÍRITU nos asiste y todo en ÉL se puede conseguir.
    Un abrazo en XTO.JESÚS.

    ResponderEliminar
  13. Querido Ángel:

    te escribo desde el Perú. Y no comento tu post, sólo quiero felicitarte por tu blog, claro, valiente y sensato. Un buen ejemplo de testimonio cristiano y familiar. un abrazo y oraciones mutuas

    Roncuaz

    ResponderEliminar
  14. Una muy buena iniciativa que debe calar hondo en este mundo tan erotizado.

    Un abrazo

    ResponderEliminar