NO IMPONER




Siempre surgen oportunidades de hablar de Dios entre los que nos rodean. Un lugar donde tarde o temprano aparece esta ocasión ,es en el trabajo. Y lo que me llama la atención, es que la mayor parte de los compañeros, no han tenido conmigo ni una sola vez, un intercambio sobre el tema. Sin embargo, casi la totalidad de ellos, conocen mi fe, mis opiniones y mi estilo de vida. Por el contrario, yo ignoro en la mayoría de ellos, si son creyentes, ateos, o agnósticos y esta desigualdad de conocimiento me lleva a una conclusión. Tener fe es motivo de “comidilla”para algunos , interrogantes para otros, y blanco de diana para el resto.

Tengo la etiqueta colocada, y eso me exige un testimonio coherente con lo que creo. En alguna ocasión ha salido a relucir el hombre viejo, y esta ha sido la ocasión, en la que alguno, ha entrado en mi contra, ante la inconexión que en ese momento manifestaba y lo que predicaba, aun cuando jamás haya tenido una conversación con el atacante. Solo el reconocer la falta y la disculpa , evita un enfrentamiento mayor.

La experiencia de los años, me ha llevado a acercarme cada vez más a la prudencia.Sin ella es fácil ser engañado. Los lobos con piel de cordero están cerca y no siempre se distinguen fácilmente, sobre todo en los comienzos. Esta madurez, hace que hable cuando tengo que hacerlo y calle cuando es oportuno. Así se consigue crear una expectativa de acercamiento, y si a esto le añado el poder de la oración, se llega a un grado, en que percibo que cada vez son más ,los que se acercan a preguntarme sobre algo relacionado con Dios. ¿Quién desaprovecharía una oportunidad para hablar más profundamente de lo que significa vivir una vida de fe ?

De esta forma he podido verificar, que alguno de esos intensos coloquios, sí encendieron el deseo de conocer y progresar en el amor a Dios. Algunos han esclarecido conceptos erróneos, otros han obtenido otra visión de la que conocían y alguno está en camino de conversión.

A veces tenemos prisa, y buscamos resultados que sólo pueden atribuirse a Dios. Nos olvidamos que Él se toma su tiempo para cada alma, y pretendemos que nuestras palabras aclaren en una conversación todas las dudas que nos plantean. El Señor necesita modelar, eso supone muchos movimientos y días. Nuestro papel debe ser, el de ayudar a poner la mano en la puerta para que ésta se abra. Una vez abierta,el Señor entra y la va acomadando, y eso lo hace con mucho amor y cuidado. El tiempo que necesitará para que esté lista, solo El lo sabe. ¡Es su obra!

Nuestro apostolado debe ser iniciado con el convencimiento de que somos simples sembradores que el Creador quiere usar. En este campo no se nos pide ver el fruto .

En uno de sus mensajes , la Reina de la Paz , nos dice :”No impongáis vuestra fe a los no creyentes. Mostradla con vuestro ejemplo y orad por ellos. ¡Hijos míos, orad!Angel ST

15 comentarios:

  1. Qué interesante. Tienes toda la razón. El enfrentamiento no lleva a nada. A la larga una persona que no se siente rechazada está abierta a que le puedas comunicar lo que sientes y quizá le ayude. Quizá en ese momento o más tarde. Porque puedes dejar un poso y un ejemplo que de su fruto vete a saber cuándo.
    Es muy buena tu prudencia y muy bonito lo que escribes.

    ResponderEliminar
  2. Este post viene muy bien como complemento a una conversaciòn que tuvimos Efrén y yo un día de esos de encuentro entre amigos que sufren por la pérdida de fe de otro amigo.
    Efrén espero lo leas.
    Que Dios los bendiga.
    Por cierto Angel que bonita canción la Binu Sukaman, genial.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por esta reflexion. Este es un tema que me cuestiona continuamente. Dios tiene sus medios y tiempos. Eso es algo que se olvida demasiado fácilmente... y la coherencia fe-via, ahi creo que los no creyentes incluso nos ayudan, con comentarios más o menos objetivos, pero a veces ven cosas que un pasa por alto.

    ResponderEliminar
  4. Totalmente de acuerdo, Ángel, algo que se debería hacer extensivo a todos los ámbitos de nuestra existencia. Pues la imposición, las restricciones y las prohibiciones sólo generan malestar y frustración ¡y muchas ganas de comer del fruto prohibido, jjaajaja!, sobre todo en las almas más jóvenes.

    Me gratifica que te guste "la rosa azul" de mi bella amiga Meulen, es una excelente poeta y pintora, alma generosa sin par.

    Por cierto, Ángel, a mi tus posts me han provocado cantidad de sentimientos buenos, pero te aseguro que EL ABURRIMIENTO no ha sido uno de ellos. Yo te admiro por todo el trabajo que haces para luego compartirlo con nosotros. Tu humildad y tu nobleza de ánimo te hacen cercano y generoso.

    Un abrazo y que tengas un buen día, amigo.

    ResponderEliminar
  5. HOLA ANGELO.
    LA PRUDENCIA, EL RESPETO Y NUESTRO EJEMPLO DE VIDA, SON LA MEJOR FORMA DE "PROPONER" Y DAR A CONOCER EL MENSAJE DE CRISTO.
    ACTUALMENTE, Y HACIENDO UNA COMPARACIÓN CON LOS PRIMEROS TIEMPOS DEL CRISTIANISMO, TAMBIÉN ESTAMOS SIENDO MARTIRIZADOS DE UNA FORMA SOLAPADA, TENAZ E INMENSAMENTE FEROZ Y POR EXPERIENCIA TE COMENTO QUE LOS QUE TENEMOS "LA ETIQUETA COLOCADA" SOMOS VISTOS CON EXTRAÑEZA POR ALGUNOS, CON DESPRECIO POR OTROS Y CON UN CIERTO INTERÉS POR UNOS POCOS.
    HAY ALGO QUE ME GUSTARÍA COMENTAR CONTIGO YA QUE, ESTAMOS EN LA MISMA SINTONÍA Y ES MI OPOSICIÓN TOTAL A ESOS QUE SE DICEN CATÓLICOS Y SE CREEN CON LA VERDAD ABSOLUTA.
    Y POR OTRO LADO, A ESA PARTE DE LA IGLESIA QUE ENCERRADA EN SÍ MISMA NO SE COMUNICA CON PUBLICANOS Y PECADORES COMO HIZO CRISTO QUE, EN DEFINITIVA, FUE EL MOTIVO DE SU VENIDA....NO HE VENIDO A SALVAR A LOS JUSTOS SINO A LOS QUE HACEN EL MAL (PECADORES).
    YO POR MI PARTE, HE PODIDO COMPROBAR EN ESTE MEDIO QUE HAY CIERTOS GRUPOS RELIGIOSOS QUE SE LLAMAN CATÓLICOS, Y QUE PARA CONTACTAR CON ELLOS SE EXIGEN UNA SERIE DE DATOS COMO SI FUÉRAMOS DE ALGUNA SECTA, DELINCUENTES O GENTE DE MAL VIVIR.
    NO ME QUIERO EXTENDER MÁS ÁNGEL, SÓLO COMENTARTE QUE TU ENTRADA ESTÁ ACORDE CON EL MENSAJE DE JESÚS, Y TE ANIMO A SEGUIR POR ESE CAMINO DE PROPONER SUS ENSEÑANZAS EN EL AMOR.
    UN FUERTE ABRAZO. ARMANDO.

    ResponderEliminar
  6. Qué bueno, sin duda. Es curioso, como hasta los más pasotas y acérrimos enemigos del tema "Dios", cuando se vislumbra la ocasión de compartir un rato de diálogo sereno y maduro, acaban abriendo su corazón a la verdad de Aquel que ama por encima de todo.

    La mayor enseñanza que puedo dar en el instituto no es lo que digo y hago en clase, sino como soy en todo el centro: compañeros, personal de limpieza, alumnos, etc.

    La paz y la misericordia deben ser irradiados, no por voluntad propia, sino porque hay Alguien más grande a quien seguimos.

    Un abrazo Ángel. Sigue tan productivo.

    ResponderEliminar
  7. Angelo, gracias por tu comentario, y por este fantástico post. Tienes toda la razón. Al final la Verdad (con mayúscula) acaba imponiéndose por si sola. La belleza de nuestra vida está en saber que Dios cuenta con nosotros como pobres instrumentos para hacer cosas grandes y bellas. ¡Que impresionante es esto! Un abrazo.
    PS: Por cierto, bellísima canción.

    ResponderEliminar
  8. Gracias por compartir tu experiencia con nosotros.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. Imponer, desde luego, no. Pero sí estar preparados para dar razones de nuestra fe. Después, como dice santa Teresa, 'la paciencia todo lo alcanza...'

    ResponderEliminar
  10. Hola!
    Me parece el post de hoy una reflexión muy buena y muy cabal, porque imponer ideologías o creencias produce enfrentamientos, sinembargo dar ejemplo de manera prudente y silenciosa produce muchos más frutos, muchos más...

    Cada persona tiene su tiempo, Dios entra en nuestra alma poquito a poco, al conocernos sabe que no todos somos iguales y creo que se hace presente en la medida que El sabe que podemos asimilar.

    Muchas gracias Angel por encomendarme en tus oraciones, de corazón te lo agradezco mucho, cuenta conmigo a la inversa igualmente.

    Un saludo. Gracias!

    ResponderEliminar
  11. Cierto, no nos han puesto debajo del celemín...


    ¡cómo Brilla esa lucecica en la oscuridad!


    Sembrar y marchar, todo en la Vida es Oración.


    Sosiega mucho saber que Él nos Sostiene Siempre allí donde nos pone y a los otros los emplea para ciclarlo. Dar y Recibir como Hermanos.

    ResponderEliminar
  12. Hola Angel!!! Algo parecido me pasaba a mi en la oficina, en mas de una ocasión sin darme cuenta casi, estaba metida en conversaciones en las que las personas lanzan todo tipo de acusaciones contra la Iglesia, casi siempre salían a relucir por algun evento externo, tipo lo de cuando salió el famoso libro del Código DaVinci y eso fue un ir y venir de comentarios y en fin, uno, por la Fe que tiene (que es un REGALO de Dios) pues quiere que los otros se den cuenta y salgan de la oscuridad, pero con el tiempo creo que he aprendido a escoger mis "batallas" y como dices, respetar mucho y pedir a Dios que también les regale mucha Fe. Ah!...Angel, mil gracias por tu mail, eres un gran amigo! GRACIAS!!! Saludos!

    ResponderEliminar
  13. Interesante la reflexión: prudencia, paciencia, valentía.. todo de la mano y cada uno a su tiempo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Gracias Angelo por tu reflexión y palabras llenas de sabiduria y humildad.Procuraré tenerlo muy en cuenta. Muchas gracias, me gusta mucho este blog.

    ResponderEliminar
  15. Me encanta como eres y como te muestras a los demas Angelo.

    Y claro que la Fé no se impone...pero con paciencia y sobre todo prudencia,se puden hacer milagros.

    Un cariñoso saludo :)

    ResponderEliminar