PARA VIVIR EN ADVIENTO

2 comentarios:

  1. Lo sigo diciendo, lo sigo pensando. Estas píldoras cortas y necesarias, son la mejor medicina contra los males del alma, que he tomado nunca. Gracias, DOCTOR.

    ResponderEliminar