Carta a Pepito



Pepito nació ayer sobre las 17.40 y  hoy a  las 3 de la madrugada  se puso en los brazos de Dios. Sus padres escribían :

"Nuestro Pepito se nos fue al cielo a las 3, dejó de lucir en la tierra para brillar en el cielo que es donde merece estar, por ser todo un campeón luchador. Las 42 semanas de gestación mas 9 horas por si solito, todo un regalo!!! Mil gracias a todos que habéis estado hasta ahora, porque esto no acaba, si Dios quiere nos volveremos a encontrar!!!

Prometí a Pepito que le escribiría, así que mi homenaje hacia él lo dejo guardado en mi blog. Gracias a sus padres por permitir a mi familia y a mí mismo,  gozar de una experiencia , que nos ha ayudado a entender muchísimo mejor el amor de Dios.

Querido Pepito:

Por fin llegaste a este mundo, tus papás ya han podido tenerte en sus brazos, ya te acariciaron y besaron, ya contemplaron cada parte de tu cuerpo. Te hablaron, lloraron y te abrazaron, conscientes del poco tiempo que se les concedía para hacerlo, sumisos a una Voluntad que aún hoy no acaban de comprender al igual que todos los que nos hemos acercado y adherido a ella. ¡Menudos papis te han tocado! ¡Son fantásticos!

El misterio , la dura aceptación, las quejas nacidas del dolor, el desaliento, la soledad, la persecución ideológica de algunos , experimentar la impotencia, la oscuridad, las preguntas no respondidas, los silencios… ¡El gran misterio de Dios! ¡Nuestra enorme pequeñez ante sus designios!

¡La que has liado Pepito! Porque desde el día que nos enteramos  de tu diagnóstico, revolucionaste a todos los que te esperábamos. Hemos tenido que ir filtrando una y otra vez tantas cosas que nos impedían aceptar desde el primer día el diseño que el Creador había preparado para ti…  Esta sociedad tiene tanto polvo acumulado, que hemos tenido que ayudarnos unos a otros, a desempolvar nuestros  corazones y nuestra mirada para ir descubriendo la luz que traías a nuestras vidas , esa claridad que poco a poco ha ido asomando permitiéndonos aceptar y percibir el amor de todo un Dios hacia cada una de sus criaturas.

Pepito, has sido especial, muy especial. Te puso en el amor de tus papás, quienes te acogieron con enorme ilusión, pero parece que Dios se “hubiese arrepentido en el camino”. Te quiere tanto, tanto, tanto, que ha debido pensárselo mejor. No puede esperar toda  una vida para tenerte cerquita de Él y ha contado con la  renuncia generosa de tus padres que han aceptado devolver el valioso regalo  de tu vida con  el que Dios les bendijo. ¡Ha dolido, eso les ha dolido muchísimo! Y como alguien  me dijo, tal vez yo, no haya tenido ni idea de ese dolor...

No ha sido nada fácil para ellos, han tenido que enfrentarse a grandes incomprensiones, juicios y críticas por traerte a este mundo.  Pero ¿sabes una cosa? ¡A Dios nadie le gana en generosidad! Así que tranquilo, tus papás serán eternamente recompensados en grado inimaginable para ellos.

Allí, al cielo al que te has marchado, cuando estés tranquilo después de la fiesta que te han montado (vas a alucinar) empezarás a trabajar, cada día acompañarás a tus papás, le alentarás, le susurrarás las palabras necesarias para seguir en esta complicada vida que los hombres hemos construido, les ayudarás, te levantarás con ellos y te acostarás con ellos. No te olvides de hablarles, ellos lo han hecho durante los nueves meses que estuviste dentro de mamá. Luego, si Dios quiere, tendrás que cuidar de los hermanos que puedan llegar. Tú eres el primero, así que  ánimo, custodia a todos.

Sabes otra cosa ¡has alcanzado la santidad! En algún momento de tu fiesta celestial, vendrá Jesús y te va a poner una corona, si si, vas a ser coronado santo, sin ninguna duda podremos llamarte San Pepito. ¡Menuda suerte vamos a tener! Lo siento por ti, porque te vamos a dar un trabajo…Dios no te va a negar nada que le pidas, así que aprovecha, cuélate todas las veces que puedas para saltar en sus brazos y pedirle por todo aquello que vamos a encomendarte. Te pido querido Pepito que también la líes  bien liada allá en el cielo. 

Deseé mucho conocerte, al igual que mi familia, solo pudimos abrazar a tus papás con toda nuestra admiración. Me hubiese encantando cogerte un instante en mis brazos y darte el más fuerte de mis besos, así que encárgate de que pueda hacerlo un día allá arriba.

Me vas a perdonar, pero ya ves que las lágrimas no me dejan seguir, no porque esté triste, me hubiese gustado mucho que te quedaras, pero las separaciones de los que se quieren siempre duelen, así que no te preocupes porque  enseguida me pongo a celebrar con los míos tu triunfo. Cada día te buscaré y te hablaré. Seremos unos estupendos amigos. ¡Cuento contigo en mi vida!

Querido Pepito nos veremos. Un beso fuerte fuerte.
Te quiere:
Ángel

36 comentarios:

  1. Cuanta santidad oculta hay en el mundo. Demos gracias a Dios por ello.
    Pepito interceda por sus padres y por este mundo tan "raro".
    Mi oración por toda la familia. Y gracias por tan buen testimonio cristiano a favor de la vida.
    Un abrazo en Cristo

    ResponderEliminar
  2. Pepito, insieme a Gesù, ha salvato il mondo!
    Un grande abbraccio

    ResponderEliminar
  3. Un fuerte abrazo a su familia y mi enhorabuena a Pepito, que ha movido más oraciones y buenos deseos tan necesarios y que tanto escasean...Eres un crack San Pepito ;). Ilovepepito

    ResponderEliminar
  4. Gracias por hacerme valorar el don de la VIDA, Pepito. Pide por nosotros desde el cielo!

    ResponderEliminar
  5. No tengo palabras, Ángel, sólo el corazón herido de amor por Pepito, su familia y Dios Padre que entregó a su Hijo por nosotros.
    Como ya le he dicho a Emma, Pepito, durante este tiempo de su espera, nos ha hecho un poco mejores a todos los que rezábamos por él. Era ya algo nuestro. Dios bendiga a sus padres por tanta generosidad y amor que han demostrado.
    Gracias a ti, Ángel, por hacernos llorar con tu maravillosa carta.
    Y un abrazo inmenso para toda la familia de Pepito, en especial para su madre, su padre y su abuelita. .

    ResponderEliminar
  6. Se me salen las lágrimas leyendo esta carta y este post tan bonito.
    Desde que supe de la historia de Pepito y su familia no he dejado de rezar por ellos: para que hubiese un milagro y si no fuera posible para que sus papás aceptaran la voluntad de Dios.
    Pepito me ha hecho pensar lo afortunados que somos por tener salud y por tener una familia y me ha hecho dar importancia a lo que realmente lo tiene, y no a las tonterias que nos preocupan diariamente.
    Los padres de Pepito son de quitarse el sombrero. Imagino lo much´simo que deben estar sufriendo ahora, principalmente la mamá. Si un post parto ya de por sí es duro, en su caso debe ser mucho más, por eso pido a Dios y la Virgen por ella, por que le de fuerzas y a Pepito para que desde el cielo cuide e interceda por sus papás.
    Y como dice el autor del blog: pido tambien para que esta familia tenga muchos niños en el futuro pues se lo merecen.
    Mi enhorabuena a todos por vuestra ejemplar actitud.

    ResponderEliminar
  7. estoy sin palabras. me ha emocionado desde el principio esta historia y la forma como ha sido contada en este maravilloso blog.
    qué familia ejemplar!
    respecto al blog, sería muy interesante que estuviera en facebook pues llegaría a muchas más personas.
    bastaría con abrir una "página" en facebook con el nombre del blog e ir poniendo el enlace de cada post nuevo.
    Está muy muy bien escrito y es una forma de apostolado maravillosa. Me gustaria mucho poder compartirlo con más gente y por facebook sería mucho más facil.
    graicas por habernos acercado a esta bonita historia de Pepito y su maravillosa familia

    ResponderEliminar
  8. Rezo por la familia y todos deberemos pedir a Papito que nos cuide y cuide de su valiente familia desde el cielo. Preciosa carta amigo, que seguro que Pepito estará disfrutando y compartiendo con los angelitos que le acompañan. Un beso para todos.

    ResponderEliminar
  9. Mi oración por toda la familia y para Pepito. Gracias, Pepito, descansa en la Paz del Señor.

    Gracias, Ángel.

    ResponderEliminar
  10. Un abrazo a toda la familia, Pepito estará siempre con nosotros, en su mensaje de amor al nacer .

    ResponderEliminar
  11. Ayer rezaba por ti pequeñín, has despertado tanto amor que no dejo de pensar tu luz infinita, descansa en Paz. Tienes una familia estupenda Pepito. Un abrazo para esa gran familia.

    ResponderEliminar
  12. Sin duda Pepito será bien recibido en el Cielo....seguramente mi hermano lo estará esperando con los brazos abiertos subido en su moto de nube de algodón. Menudo fiestón allí arriba. Pepito, cuida desde ahí arriba a tus papis, abuelos, tíos...eres su verdadero ANGEL !!!

    ResponderEliminar
  13. Que maravillosa carta, Ángel ,no tengo palabras para describir todos los sentimientos que me embargan después de leerla. Desde luego que Pepito está en el cielo y desde allí ayudará a todos sus familiares y en especial a su madre a enfrentarse a estos duros momentos. Has sido afortunado al nacer en esta maravillosa familia que ahora te toca cuidar desde el cielo. Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Ya gozas de las maravillas que tiene la Casa del Señor. Estoy segura que las peticiones que le hagas al Padre para tus papis, ya están concedidas. No sabía nada de ti, pero a través de esta maravillosa carta lo comprendí todo. Hermosas palabras que brotaron de lo más profundo del corazón. UN ENORME ABRAZO PEPITO Y GOZA DE LA PRESENCIA DEL PADRE.

    ResponderEliminar
  15. Con la vista nublada después de leer las palabras de Ángel llenas de cariño, optimismo y esperanza propias de un buen cristiano, sólo me queda añadir mi admiración por esta familia que ha dicho Fiat igual que lo hizo nuestra Santísima Madre. El Señor les dará el ciento por uno! Un abrazo enorme para ellos, seguiré teniéndolos en mis oraciones...y me encomendaré a San Pepito sin duda!

    ResponderEliminar
  16. Independientemente de mi opinión personal, q he de decir en un principio al conocer la historia fue una idea tajante la cual ha ido cambiando dejando ahora una sensacion de lucha interna y sentimientos encontrados...he de decir a emma que tiene mi mas sincera admiración y respeto total, que yo rezo de una manera muy particular...pero le mande y mando mis mejores deseos, qizas yo ande un poco perdida pero se q hay un dios y sin duda solo el tiene capacidad sobre nuestra vida...
    Yo me alegro d vuestra forma d entenderlo y admiro muxisimo a la familia pero no puedo negar q me encog l alma y me revelo contra la vida...perdonarme si molesto con mis palabras, ojala dios pueda entender mi falta de comprension y d solidaridad para con el...
    Pepito me hubiese encantado verte con tu papa y tu mama
    tus alas seran gigantes como el amor de estos xti.
    Un abrazo enorme a emma

    ResponderEliminar
  17. Me siento tan pequeña al lado de Pepito, que unas meras líneas no bastan para devolverle a él y a sus padres todo lo que me han enseñado. Lo tendré siempre en mi corazón y mis oraciones, espero que me acompañe, para seguir aprendiendo tanto de lo que carezco, y mucho que desconocía.

    "Esta sociedad tiene tanto polvo acumulado, que hemos tenido que ayudarnos unos a otros, a desempolvar nuestros corazones y nuestra mirada para ir descubriendo la luz que traías a nuestras vidas , esa claridad que poco a poco ha ido asomando permitiéndonos aceptar y percibir el amor de todo un Dios hacia cada una de sus criaturas."

    Gracias a todos, por TANTA LUZ.

    No te conozco Emma, pero te siento cerca. Estamos a vuestro lado.

    No me cansaré nunca de contar vuestra historia, la vida de Pepito.

    ResponderEliminar
  18. Dios bendiga a sus padres y llene
    sus corazones del amor que pepito les dio en esas pocas horas de estar con ellos, es maravilloso lo que uno aprende con estos angelitos.

    Un abrazo para sus padres y a su abuelita Emma y los tengo en mis oraciones...
    ��

    Martha V.

    ResponderEliminar
  19. Angel...que sentimientos ... me has hecho llegar... es una carta que me ha hecho estar al lado de Pepito..lo he visto..he estado con él ...

    y sabes le he pedido un favor llorando ...les das besitos a sus padres y a toda su familia de mi parte..le has mandado una carta ..que yo me añado...

    Te quiero Pepito....estás en el Cielo.. Amalia

    ResponderEliminar
  20. La he leído en mi clase, es increíble, les ha ayudado mucho...

    ResponderEliminar
  21. Maravilosa recopilación de la historia de Pepito

    ResponderEliminar
  22. Estou comovida com esta história de Pepito e os seus valentes e corajosos - e cheios de FÉ - pais.
    Os meus parabéns pela vossa atitude.
    Muito ânimo à mãe Emma: o vosso bebé é um anjinho no céu e cuidará de vocês para sempre.

    ResponderEliminar
  23. Queridos todos los que se asoman a este blog de mi querido amigo Angel.
    Sé, me consta, que muchas personas asoman su cabecita pero no se atreven o no quieren dejar constancia escrita, no importa, os sentimos también cerca... Para todos van estas palabras de agradecimiento.

    Pepito ha sido un regalo desde el mismo momento de su concepción, sus papás y toda la familia (su tia Eva la que más) hemos disfrutado cada dia, cada mes, de él mientras iba creciendo en la tripita de su mamá, con mucho, mucho amor le hemos acariciado, gritado, cantado, hablado...sabiamos que nos escuchaba y nos sentia porque se movia con su pequeñito cuerpo respondiendo con una de sus famosas patadotas que tantas veces han sobresaltado a su mamá.

    Hemos disfrutado enormemente de èl, su misión en la tierra ha sido cortita, no ha entrado en los planes del Señor obrar el milagro físico que tanto le hemos rezado, pero sí estoy segura que habrá obrado otros milagros tocando muchos corazones y acercando muchas almas a la Fuente de la vida, a la oración.

    Doy gracias a TODOS, de corazón, nos sentimos abrumados con tantisimas muestras de cariño y apoyo de cientos de personas conocidas y desconocidas.... Todo, todo, todo lo que hemos recibido de Pepito han sido bendiciones, por eso de mi corazon de abuela lleno de dolor, solo pueden salir palabras de agradecimiento profundo y sincero, primero a DIOS, por el don de la vida y porque en nuestra debilidad nos hace fuertes... Después a sus valientes y generosos PADRES por sus sonrisas permanentes, por ayudarnos y enseñarnos que la adversidad llevada con amor te hace grande y fuerte... Cómo no, a TODA la FAMILIA porque en todo momento han estado cerca abrazàndonos, arropándonos, colmàndonos de detalles... Y por supuesto a todos vosotros AMIGOS, conocidos y desconocidos que os habeis implicados con mucho cariño, oraciones, ofrecimientos, tiempo, regalos.... Sin vosotros todo hubiera sido mucho más dificil. Pepito intercederá por todos, seguro, porque él sabe que habeis sido nuestra fuerza en muchos momentos de desaliento, que también los hemos tenido.

    Os pido una última cosa...Metedle caña a Pepito yo os digo que le va la marcha, es un luchador, un peleón, no se rinde facilmente asi que estoy segura que en el Cielo, por no oirle, le concederá el Señor lo que para nosotros pida.
    Yo ya lo he puesto a trabajar, ya veréis cuantas y grandes sorpresas nos esperan.

    Pepito cuida de tus papis, de tus tios, de tus abuelos, bisabuelos y de tantos y tantos amigos que te has hecho en este corto, pero fructífero, tiempo de vida en la tierra.
    Te queremos muchísimo!!!

    Siempre, siempre, siempre...
    I❤️Pepito

    ResponderEliminar
  24. Nunca olvidaremos a Pepito, aunque nos hubiera gustado que se quedara mucho más...

    ResponderEliminar
  25. Angel gracias por darle forma a través de las letras y de este precioso blog a lo que muchos hemos sentido por Pepito y su preciosa familia. Sus padres han sido unos valientes y estoy segura que Dios les recompensará. Ahora toca rezar por esa mami, para que el Señor le ayude a llevar un posparto ya de por sí duro, seguro que su bebé la va a ayudar desde el cielo. Cada noche mis hijos piden por Pepito y es que ya es uno más de nosotros. Gracias por esta lección de fe y de amor. No sabéis cuçanto bien habéis hecho. #ilovepepito

    ResponderEliminar
  26. Cuando me enteré de esta historia, os escribí a través de este blog porque me sentía muy identificada con ella. (Yo también tengo una hija en el cielo, aunque nosotros tuvimos la suerte de verla durante dos días) durante este adviento, rezaré por vosotros, sobretodo por la mamá. Yo tengo la experiencia de haber caminado por encima de las aguas y eso es un sello que se quedará en vuestro corazón para siempre. Le pediré que os regalé muchos hijos más, también a María, mi hija. Ella sabe escuchar. Ánimo! Él os dará la gracia de poder superar este tiempo y sentiros bendecidos por Él. Se ha fijado en vosotros! La Paz

    ResponderEliminar
  27. La verdad es que estoy muy emocionada y muy agradecida de que Dios me haya permitido encontrarme con Pepito y con su madre. Y tenéis toda la razón con que habrá obrado otros milagros tocando muchos corazones, el mío y el de mi marido lo ha tocado profundamente. Pepito es un ángel en el cielo y estoy segura de que intercederá por todos nosotros. Seguimos rezando por toda su familia.

    WE LOVE PEPITO


    ResponderEliminar
  28. Qué entrada tan bonita. Desde que me pidieron que rezara por Pepito y sus padres he tenido presente a esta admirable familia. Pedía a Dios un milagro para Pepito, sabiendo que lo puede todo, sin pararme a pensar que Pepito es en sí mismo un milagro. Sigo pidiendo por esta pareja, para que puedan tener una gran familia. Sé que Pepito los cuidará desde el Cielo (nos cuidará a todos). Gracias por este testimonio increíble.

    ResponderEliminar
  29. Gracias, por tanta santidad escondida.

    ResponderEliminar
  30. Gracias a vosotros y que sepáis que sois MUY GRANDES, PADRES.

    ResponderEliminar
  31. Pepito nos ha tocado a muchos el corazón...y solo tengo palabras para agradecer a su familia (mi familia)que hayan querido compartir estos meses con nosotros... Pepito tiene los mejores padres que podía tener..y los mejores abuelos,familiares y amigos...
    Le habeis cuidado 9meses y 9horas.. ÉL os cuidará SIEMPRE!!

    ResponderEliminar
  32. Buenos días a todos,

    Soy Eva, la tía de Pepito que nombra Emma. Gracias querida suegra por tus palabras, aunque realmenta yo sólo he intentado darle a nuestro niño todo el amor que puedo, todo el amor que él me hace sentir y aún así siento que no le he devuelto ni una ínfima parte de todo lo que él me ha regalado.
    Durante sus 42 semanas y 9 horas en la tierra ( no voy a decir de vida porque él sigue vivo, sólo ha cambiado de lugar, ha pasado del cielo del vientre de su madre el Cielo con mayúsculas) Pepito ha revolucionado mi vida: me ha hecho cambiar el orden de prioridades en mi vida y darle importancia a lo que realmente la tiene; me ha sacado de mi "espiral de problemas", dándome cuenta que la mayoría de las veces somos nosotros mismos los que nos creamos angustias y miedos en nuestras vidas sin sentido que lo único que hacen es no dejarnos ver que mientras nos lamentamos de todo la vida pasa y nos perdemos lo verdaderamente importante que es vivir las pequeñas alegrías de cada día...Pero sobre todo, tengo que agradecerle a nuestro Pepito dos cosas: en primer lugar, descubrirme lo que es el amor de tía, tan grande que muchas veces duele, duele mucho, pero tan tan bonito que lo hubiese dado todo por él, porque es indescriptible lo que sentí cuando besé sus manos, su carita, lo escuché, lo oli por primera vez, ¿ se puede querer más? creo que no; y en segundo lugar tengo que darle las Gracias, infinitas, por haberme llevado de la mano hasta Medjugorje, una experiencia que cambió mi vida, le dio un giro de 180 grados, la revolucionó pero todo para bien, y es que como le dije a su madre, Pepito ha revolucionado mi vida, y BENDITA REVOLUCIÓN!.
    Por ultimo quería darle las GRACIAS a sus padres: por habernos regalado de ángel, por permitirnos disfrutar de Pepito compartiendo cada experiencia con ellos ( muchas pataditas, sus hipo, sus ecografías...), por dejarnos conocerle y disfrutar de él, unos minutos que son impagables porque no todo el mundo ha tenido el grandisimo regalo de conocer a un Santo y yo lo he podido hacer; y sin duda, Millones de Gracias por vuestro ejemplo Papis, vuestra fortaleza, vuestro sacrificio, vuestro amor sin limites hacia vuestro hijo, vuestra aceptacion ante todo lo que viniese durante todos estos meses, sois admirables!!! Y OS quiero con locura a los 3!.
    Gracias de todo corazón a Ángel por tus preciosas palabras siempre, a todas las personas que nos habéis apoyado y habéis rezado por Pepito y sus padres. Gracias.

    Ahora Pepito es ya un ángel, un santo en el Cielo, pero eso no significa que se haya ido, al contrario, está más cerca que nunca, a nuestro lado siempre cuidandonos, sentimos la Paz que nos das Pepito.

    Te quiero mi gordo!

    Tu tía Eva

    ResponderEliminar
  33. Qué bonito el mensaje de la tía Eva. De verdad que sois una familia ejemplar.
    Somos muchos los que rezamos por Pepito y por toda la familia aunque no os conozcamos de nada, sólo a traves de este maravilloso blog que a dado a conocer al pequeño Pepito y a sus valientes papás.
    No solo en España, también en Portugal y en otros muchos países, numerosas personas han rezado por vosotros porque nos habeis llegado al corazón.
    Gracias

    ResponderEliminar
  34. Que este tiempo que comenzamos sea un camino de preparación y gracias para usted y toda su familia, un gran saludo.

    ResponderEliminar
  35. Gracias Pepito. Gracias Don Angel. Un abrazo tan grande como me lo permite mi pequeñez a toda la familia desde Campeche, Mexico. En comunión. Yamile

    ResponderEliminar
  36. Esta es la fe que nos va a nacer pronto....la del agradecimiento por el Bien recibido aunque sea por poco tiempo....Que maravilla tener a Pepito de intercesor...ya le he pedido por una intención...Hay que ver la que mueve un ser tan pequeñin eh?.....la de santitos que habrá así en el cielo...
    Gracias Angelo, porque es una buena noticia para empezar el adviento!!! Y mis cariñosas oraciones por la familia de Pepito...

    ResponderEliminar