Vivo sin vivir en mí


Aún no he dedicado un post al centenario de Santa Teresa en el que estamos inmersos. No quiero dejar pasar más tiempo sin hacerlo.  Teresa de Jesús. El 28 de marzo de 2015 se cumplirán 500 años de su nacimiento. Como nosotros ahora, también ella supo que la historia la manejaban unos pocos, pero nunca creyó que no podría cambiar nada. Esa es, quizás, la principal diferencia entre nosotros y ella.

Como se puede leer en la página informativa (enlace) :Celebrar el Vº Centenario de Santa Teresa es, sobre todo, lanzarnos a descubrir que entre las cenizas de este mundo aún caldean las brasas de otro mundo posible, mucho más justo y mucho más humano. Recordarla tiene el poder de hacerte consciente de cuánto puedes hacer para que cambien las cosas, si te decides a cambiar tú mismo, a optar por una vida más simple y más comprometida, más de acuerdo con el Evangelio de Jesús, el Evangelio del amor.

De esa manera, conseguiremos que el Centenario no sea una simple “celebración arqueológica”, ni una huida romántica a un pasado glorioso que se añora con nostalgia, y conseguiremos convertirlo en un tiempo de renovación y reactivación espiritual, de rejuvenecimiento.

Celebrar así esta efeméride nos ayudará, de la mano de Santa Teresa a afrontar el presente y el futuro con coraje, con creatividad y con decisión, apostando por un mundo más justo, más solidario, en el que cada persona pueda descubrir que es única e irrepetible, que es amada y que está llamada a ser feliz, pero que no lo será si se cierra en sí misma y no es capaz de abrirse a Dios y a los otros.

Voy a intentar hace un post semanal o quincenal sobre ella, aprovechando los fines de semana donde tenemos más tiempo para entrar en momentos de reflexión. Vale la pena conocer a Santa Teresa, es un verdadero placer entrar en sus escritos donde el alma encuentra luz y por ello os invito a este deleite.

Comienzo hoy con una actuación del trio musical llamado Alma di voices, en un Concierto con motivo del XXIX Certamen Internacional de Poesía Mística de Malagón (Ciudad Real) el 25 de octubre de 2014, interpretando  uno de los hermosos poemas de la Santa. Que la poesía, las voces y la música se conviertan en oración. 


Vivo sin vivir en mí,
Vivo sin vivir en mí,
y tan alta vida espero,
que muero porque no muero.

Vivo ya fuera de mí,
después que muero de amor;
porque vivo en el Señor,
que me quiso para sí:
cuando el corazón le di
puso en él este letrero,
que muero porque no muero.

Esta divina prisión,
del amor en que yo vivo,
ha hecho a Dios mi cautivo,
y libre mi corazón;
y causa en mí tal pasión
ver a Dios mi prisionero,
que muero porque no muero.

¡Ay, qué larga es esta vida!
¡Qué duros estos destierros,
esta cárcel, estos hierros
en que el alma está metida!
Sólo esperar la salida
me causa dolor tan fiero,
que muero porque no muero.

¡Ay, qué vida tan amarga
do no se goza el Señor!
Porque si es dulce el amor,
no lo es la esperanza larga:
quíteme Dios esta carga,
más pesada que el acero,
que muero porque no muero.

Sólo con la confianza
vivo de que he de morir,
porque muriendo el vivir
me asegura mi esperanza;
muerte do el vivir se alcanza,
no te tardes, que te espero,
que muero porque no muero.

Mira que el amor es fuerte;
vida, no me seas molesta,
mira que sólo me resta,
para ganarte perderte.
Venga ya la dulce muerte,
el morir venga ligero
que muero porque no muero.

Aquella vida de arriba,
que es la vida verdadera,
hasta que esta vida muera,
no se goza estando viva:
muerte, no me seas esquiva;
viva muriendo primero,
que muero porque no muero.

Vida, ¿qué puedo yo darle
a mi Dios que vive en mí,
si no es el perderte a ti,
para merecer ganarle?
Quiero muriendo alcanzarle,
pues tanto a mi Amado quiero,
que muero porque no muero.

14 comentarios:

  1. Ángel, te dejo mi doble felicitación, por tu cumpleaños y por este magnífico post que anima, anima mucho a no dejarnos llevar por la apatía de que nada se puede hacer, Todo cambia si yo cambio, si yo encuentro a Dios dentro de mi, sabré encontrarle en todas partes como nuestra gran santa Teresa. La quiero y la admiro desde siempre es el mejor ejemplo que podemos seguir por su vida interior y por su obrar sin desfallecer ante las dificultades y contrariedades y eso que ella misma se reconocía de floja naturaleza.
    Querido amigo, es una ideal genial que la dediques entradas quincenales en este glorioso año de su 5º Centenario, que buena forma de celebrarlo, nos va a ayudar mucho.
    ¿Sabes que hace tiempo quise nombrarla patrona de los blogueros, ya que lo era de los escritores? pero nadie me secundó, jajaja...

    Un beso muy grande, estás siempre en mis oraciones, mañana con más motivo.

    PD/ En mi blog tienes un recuerdo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias Militos por esa preciosa entrada que ma has dedicado. Un fuerte abrazo

      Eliminar
  2. Bellísimo el poema de santa Teresa que por cierto nunca lo había leído entero.Si no te importa lo copio para tenerlo y así leerlo de vez en cuado.Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sabes que todo es tuyo en este blog. Un beso

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Muchísimas gracias. Responderé lo más pronto que pueda a su felicitación

      Eliminar
  4. Bueno Angel, pues como me he enterado... ¡¡¡Mchísimas Felicidadessss!!! Un abrazo amigo, y que tengas un bonito día de cumpleaños.
    @Pepe_Lasala

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muchísimas gracias Pepe. Unidos en la oración. Estoy menos activo en los blogs a causa de mis limitaciones pero ahí estamos. Un abrazo

      Eliminar
  5. que mujer.....llena de fe, agallas y valentia en la certeza de estar asida de la Gracia. Es para meditar este verso suyo....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tienes toda la razón, por eso hay que ponerla de modelo. Un abrazo

      Eliminar
  6. Querido Ángel, feliz cumpleaños
    que tengas un bonito día en compania
    de tu familia lleno de bendiciones.

    Hermoso poema no lo había leído
    Completo y menos cantado, gracias.

    Martha V.

    ResponderEliminar
  7. Buen momento y buen año para exaltar a Teresa de Jesús.

    ResponderEliminar
  8. Preciosa entrada! Precioso poema que siempre me transmite esperanza, fe y confianza en la vida eterna.
    Muchas gracias!! Abrazos

    ResponderEliminar