Bouquet para María


Aprovechando que hoy es una fiesta de la Virgen , mi post versará sobre algo relacionado con ella, eligiendo un testimonio que una gran querida amiga me envió hace unos días y que me ha impresionado.

Desde hace 19 años una italiana de 91 años, Emma Morosini, viaja por el mundo a pie para visitar los santuarios dedicados a la Virgen María y ayudar a los necesitados. En 1994 Emma había sido operada con éxito. Para dar gracias a la Virgen María hizo su primera peregrinación a Lourdes, y luego continuó...

Sola por la ruta y en el mundo. Emma Moronsini no tiene familia y su casa está en Castiglione delle Stiviere, en la provincia de Mantua, en el norte de Italia. Siempre de a pie y llevando solamente una valija y un paraguas en su “carello” de dos ruedas. El resto lo recibe del cariño de la gente en cada pueblo por el que pasa.

“Soy feliz caminando”, dice. Todos los días sale a la ruta a las 6 de la mañana y camina cuatro o cinco horas. El resto del día descansa. En una bolsa lleva pan, agua y leche en polvo. Con eso se mantiene fuerte. Hay que verla caminar. A pesar que el año pasado sufrió un accidente automovilístico que le afectó una pierna, su ritmo al andar es muy veloz, no solo para su edad sino hasta para algunos jóvenes. “Los médicos me dijeron que no iba a poder seguir caminando, sin embargo estoy aquí”, dice con su sonrisa desafiante. 

Lo que hace, explica, es un “sacrificio para la Virgen por la paz en el mundo, la juventud y por todas esas familias que hoy están divididas. Muchos están separados, algunos conviven pero no son esposos, o no tienen hijos. Es muy triste”.

"Cada paso es una flor que ofrezco a la Virgen María, con cada paso que doy el bouquet crece " declara Emma," es sólo mi manera especial de agradecer a la Virgen ", dice la señora que ha recorrido 36.000 kilómetros. Originaria de Mantua (norte de Italia) Emma Morosini pasó por toda Europa, pero también por África y América del Sur.

Llegó a la Argentina en enero de 2015 para comenzar su largo viaje al santuario de Nuestra Señora de Luján. Visitaba iglesias, hospicios y hogares para las personas necesitadas. Para apoyar a las familias, Emma ofreció cuidar a los enfermos en el hospital durante la noche. A veces dormía en la calle, a veces en dormitorios o en hogares de personas que le abrían sus puertas.

A su llegada el 22 de abril 2015, a San Pedro en Roma, Emma recibió el saludo del Papa Francisco.

Si la queréis conocer cliclar en el vídeo y veréis que mujer…


5 comentarios:

  1. Feliz dia de la Virgen del Pilar!!

    Un cariñoso saludo :)

    ResponderEliminar
  2. Conmovedor.

    ¡Feliz día de la Virgen del Pilar, querido Ángel!

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por traernos este testimonio, Ángel. Menudo ejemplo el de esta mujer; muchas veces pienso que si la humanidad sigue en pie es tan solo porque aún queda gente como ella, que hace por los demás lo que nosotros no hacemos ni por nosotros mismos.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Impresionante testimonio!! Claro ejemplo de que la fe mueve montañas...
    Tantas veces somos nosotros mismos quienes nos ponemos los límites....

    Gracias por este ejemplo de vida. Un abrazo

    ResponderEliminar